miércoles, 15 de diciembre de 2010

EN LA ESCUELA DE DIOS

"Cuando estaba sin Dios las cosas me iban mal, ahora que soy cristiano me va peor...." Pues claro que sí!!! Dios te tiene en su ESCUELA y estás a prueba, más vale que salgas aprobado por Dios!!!!

1.Pedro 4:12
"Amados, no os sorprendáis del fuego de prueba que os ha sobrevenido, como si alguna cosa extraña os aconteciese..."

Cada día el cristiano ha de pasar por experiencias y situaciones en las cuales tendrá que aplicar el conocimiento bíblico adquirido y su confianza en Dios. Dios mismo, a través de su Espíritu Santo nos va a poner a prueba, él nos va a tomar el examen y él tendrá que darnos la aprobación final. Nada de asustarse ni asombrarse, es lo natural, le sucede a todos.

La práctica de nuestra espiritualidad no se dará en los templos ni en los talleres de iglesias, la práctica sucederá en el trascurso de nuestra vida diaria, en los lugares que nos movemos y frecuentamos, con las personas que nos relacionamos, lejos de nuestros tutores y de aquellos con quienes nos sentimos protegidos.

Cuando se inicia el proceso, pocas personas se toman el trabajo de explicarnos qué significa, por qué sucede y cuántas cosas nos esperan. A consecuencia, muchas veces se genera un conflicto interior en los nuevos creyentes que hace que se sientan confundidos, desesperados, desanimados, decepcionados.

Si alguien sufre vez tras vez y no entiende lo que le pasa, las conclusiones de su mente y su estado de alma podrán llegar a hacer que se vuelva a la incredulidad. Muchos llegan a la conclusión que Dios o el cristianismo "es malo" o "soy malo", se enfrían en la fe y se apartan primero de la iglesia, luego del Espíritu Santo. Por otro lado, si alguien sufre pero desde el principio está advertido y orientado, comprenderá y se sobrepondrá hasta obtener la victoria. Esta persona pasará por la prueba y será aprobada por Dios.

LA ESCUELA DE DIOS ES:

- la sucesión de acontecimientos buenos y malos que vivimos a diario
- todo aquello que sirve para enseñarnos a ser verdaderos cristianos
- moldear nuestro carácter y personalidad para ser como Jesús
- conocer la Biblia y entender su interpretación
- hablar y actuar según los mandamientos de la Biblia
- practicar la santidad y la espiritualidad
- vivir en el Espíritu, dar frutos de Espíritu Santo
- llenar nuestro corazón del amor y conocimiento de Dios
- aprender a escuchar y ser guiados por la voz del Espíritu Santo
- practicar la comunión con el Cuerpo de Cristo
- dar testimonio a otros del reino de Dios
- enseñar a otros del evangelio de Jesucristo
- conocer y usar las armas espirituales
- conocer al adversario y adiestrarnos en la guerra
- todo lo que aporta a nuestra edificación en la obra del ministerio


TODOS TENEMOS QUE PASAR POR LA ESCUELA DE DIOS:

- Dios no tiene un lugar o un tiempo específico para enseñar a sus hijos
- todo tiempo y todo lugar es bueno para aprender algo
- todo lo que acontece sirve para enseñarnos algo
- aprendemos a confiar en Dios, practicamos la fe
- Dios siempre está utilizando circunstancias y personas para enseñarnos
- tenemos la oportunidad de poner en práctica todo lo que vamos aprendiendo
- lo bueno y lo malo que sucede aporta a nuestro entendimiento y madurez
- nos capacitamos para poder ayudar a otros que pasan por la misma situación


CUANDO SUCEDEN COSAS QUE NO ENTENDEMOS:

- también estamos pasando por la escuela de Dios
- perfeccionamos nuestra confianza en Dios, perfeccionamos la fe
- aprendemos niveles superiores de espiritualidad
- perfeccionamos los frutos del Espíritu Santo
- hay un propósito para todo lo que ocurre
- nada es casualidad
- Dios es SOBERANO y tiene el control absoluto de cada situación
- Dios no va a permitir nada para perjudicar nuestra vida
- Dios sabe hasta dónde podemos llegar o soportar
- Dios YA TIENE la solución para todo
- Dios conoce el FUTURO y sabe lo que es mejor para cada uno
- La provisión de Dios es infinita
- Dios siempre nos sorprende con cosas nuevas
- Dios quiere que logremos más de uno mismo
- Dios quiere darnos más pero tenemos que prepararnos para poder recibirlo


EL DIABLO EN LA ESCUELA DE DIOS

- ese es nuestro principal "rival" en la escuela de Dios
- siempre se porta mal porque es un rebelde
- no le gusta nada que tiene que ver con Dios
- sabe que ya fue reprobado!!!!
- no quiere que nadie alcance la aprobación
- no le gusta que uno tenga buenas calificaciones
- detesta que hagamos preguntas y pidamos ayuda al Maestro (Espíritu Santo)
- no soporta cuando nos reunimos entre hermanos
- no quiere que hablemos del evangelio
- está para hacer tropezar siempre que puede
- usa miles de trucos y recursos para desanimar
- se esfuerza en causar malos momentos
- destruye todo lo que edificamos
- desacredita todo lo que hablamos, sólo miente
- trata de llevar los hijos de Dios por sus malos caminos
- quiere que los hijos de Dios den mal testimonio para desacreditarlos
- pone las personas en contra de uno o en incredulidad
- hace todo tipo de maldad sólo para irritar y ver qué hacemos
- tiene muchos demonios que lo ayudan
- se resiste a dejarlo a uno tranquilo
- no quiere soltar las almas de Cristo
- en fin, es un constante fastidio!!!


COMO TRATAR AL DIABLO EN LA ESCUELA DE DIOS:

- no ser amigos de él
- no juntarnos con sus amigos
- no hacer lo que él o sus amigos hacen
- no creer nada de lo que dice
- no tenerle miedo
- no debemos hacerle caso
- oponerlo en todo y echarlo


CONCLUSIÓN

La Escuela de Dios no es solamente para los que se están iniciando en el camino cristiano, durante TODA nuestra vida TODOS estaremos cada día, teniendo oportunidades de experimentar y aprender cosas nuevas y mayores con Dios.

1.Pedro 5:6-10
"Humillaos, pues, bajo la poderosa mano de Dios,
para que él os exalte cuando fuere tiempo;
echando toda vuestra ansiedad sobre él,
porque él tiene cuidado de vosotros.
Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo,
como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar;
al cual resistid firmes en la fe,
sabiendo que los mismos padecimientos
se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo.
Mas el Dios de toda gracia,
que nos llamó a su gloria eterna en Jesucristo,
después que hayáis padecido un poco de tiempo,
él mismo os perfeccione, afirme, fortalezca y establezca."

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada